Radiofrecuencia Facial

Efecto tensor, es el tratamiento de elección para la flacidez cutánea

¿Qué es?

Es un tratamiento inductivo. Son radiaciones electromagnéticas que producen un retro-calor, es decir, un calor que se produce en profundidad y sube a la superficie de la piel calentando simultáneamente la capa superficial, genera por tanto un aumento de la temperatura en la zona en la que se está trabajando de entre 4 y 5 grados por encima de la temperatura de la piel lo que produce una coagulación directa del colágeno dérmico. De este modo, los fibroblastos de la zona tratada se activan y producen una síntesis de nuevas fibras colágenas y elásticas para mejorar el tono de la piel, produciéndose de esta forma una regeneración celular. Obtenemos una piel más tersa y firme.

¿Para qué se recomienda?

Por su marcado efecto tensor es el tratamiento de elección para la flacidez cutánea por su inmediato efecto lifting. Mejora y corrige la textura de la piel, la flacidez y el volumen, bolsas, ojeras, arrugas, tanto de expresión como de edad.

La mejoría en la calidad de la piel es debida a la mejora del metabolismo celular, el incremento de la elasticidad y mayor oxigenación del tejido.

  • Mejora la flacidez cutánea
  • Aumenta el tono y la elasticidad de los tejidos
  • Efecto lifting
  • Redefine el óvalo de la cara, levantando los pómulos y las cejas, así como la base del cuello y remodelando el contorno de los ojos.
  • Reducción y eliminación de cicatrices

¿En qué consiste el tratamiento?

El efecto inmediato de la aplicación de la radiofrecuencia es la retracción del colágeno, con más o menos rapidez según los casos, creando elastina para rellenar la piel. Lo que se pretende conseguir es la reestructuración del colágeno profundo, con la formación de nuevas fibras que sustituyan a las envejecidas y hagan los tejidos más elásticos y firmes.

¿Cuándo se aprecian los resultados?

Desde la primera sesión, la piel está más lisa y firme. Pero el verdadero resultado comienza se obtiene entre los 2 y 5 meses, que es el periodo que tarda el colágeno en conseguir una mayor activación. El efecto de tensión se aprecia de forma gradual y progresiva a partir del mes del tratamiento. Según cada persona puede variar el resultado, puede ser inmediato o puede tardar varias sesiones en ser más visible ese mejoramiento de la piel, ya que dependerá del estado en que se encuentre el colágeno de la persona.

Contraindicaciones

La radiofrecuencia no puede ser tratada en personas que embarazadas, en periodo de lactancia, cardiopatías, problemas sanguíneos, esclerosis, cáncer, marcapasos, flebitis, insuficiencia hepática y renal, cirrosis hepática, lesiones cutáneas, dermopatías, procesos inflamatorios graves, alteraciones de la coagulación, enfermedades del tejido conectivo y neuromusculares, así como en personas que se hayan realizado implantes de colágeno recientes.

Recomendaciones

Realizar el tratamiento cada 15 días. El número de sesiones variará en función de los niveles de colágeno de cada persona siendo necesarias entre 5 y 10 sesiones. Tras el tratamiento, hidratar la piel, y el mismo día del tratamiento no manipular la piel.

Duración del tratamiento

Entre 20 y 30 minutos.

¡Llámanos y Solicita tu cita para obtener el Mejor Precio!

Pide cita AQUÍ

Llama ahora
Directions

Esta página utiliza cookies y otras tecnologías para que podamos mejorar su experiencia en nuestros sitios. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar